Información Técnica

Libros: como conservarlos en traslados y mudanzas

Cuando estás de mudanza, quieres acabar, empaquetar rápido y realizar los cambios lo antes posible.

( Tiempo de lectura: Sólo tardarás 2 minutos )

Por este motivo, se tiende a reunir todos los elementos de una estancia o habitación en una sola caja con el riesgo de hacerla pesada y pudiendo incluso romperla por alguno de sus costados ante tanto peso.

Siendo ésta la semana en la que todos nos acordamos de los libros, hemos decidido explicaros cómo empaquetar correctamente una caja llena de libros para su posterior traslado (sea para enviar al extranjero como a la nueva casa o piso).

¿Por qué es importante empaquetar bien los libros?

Para una buena conservación de los libros, ante los peligros de la humedad y el moho, es necesario empaquetarlos correctamente y así alargar su vida útil.

maleta-libros-mudanza

Empaquetar libros en mudanza: ¡Empezamos!

Para empezar, hay que tener en cuenta que más vale empaquetar los objetos en cajas de medidas medianas y pequeñas que no en grandes cajas que se volverán pesadas y de difícil manejo durante el transporte.

Por ello, os aconsejamos que escojáis cajas de medidas de 460x340x260mm para poder controlar el peso de los libros y archivos que se van a empaquetar.

Si son pocos libros y de medidas pequeñas, podéis encontrar cajas más manejables como ésta:

caja-canal-simple-425x275x325_m

Es la caja 425x275x325mm, también podéis escoger entre cajas más pequeñas, para ello os aconsejamos visitar nuestra categoria de Venta de Cajas de Cartón.

Una vez tengamos las cajas de calidad escogidas, debéis limpiar los libros con un trapo o un trozo de papel para quitar los restos de polvo y suciedad que puedan contener el libro en los bordes y la portada. Si uno de los libros que vas a embalar está mojado o en mal estado, primero deja que se seque al aire libre antes de meterlo en una caja. Así evitarás que se pudra.

Ahora, debéis envolverlos en papel de embalaje o cartón corrugado  para poder asegurar cualquier golpe o mala posición de los objetos durante el traslado. Otra forma de proteger todo el contenido de la caja es colocar plásticos de burbuja entre los libros para evitar que rocen y se golpeen.

Con las cajas llenas, ya solo queda cerrarlas herméticamente con cinta adhesiva para evitar roturas. Y siempre, siempre, escribir que es lo que vamos a encontrar en esa caja: podéis poner una relación de autores y libros en etiquetas adhesivas o escribir, directamente en la caja, a donde van todos esos objetos empaquetados.

Ahora solo falta que realices tu traslado de una forma segura con nuestros consejos. Y, sobretodo, te aconsejamos fervientemente evitar la colocación de las cajas en zonas húmedas o trasteros llenos de insectos o ratones porque tus libros serán devorados por ellos menos por ti.

libros-mudanza

Deja un comentario